Quien a buen árbol se arrima...

miércoles, 10 de junio de 2015

El monte atrae, el monte subyuga, el monte cautiva,

Hace un siglo, junio de 1915, el sobresaliente Ingeniero de Montes Ricardo Codorníu escribía en el numero 2 de la Revista "España Forestal", publicación oficial de la Real Sociedad Española de Amigos del Árbol que él mismo fundó, el siguiente texto:




«... El monte atrae, el monte subyuga, el monte  cautiva, no hay profesión más grata y más sana  para el espíritu y para el cuerpo que la nuestra,  los estudios forzosamente han de ser variadísimos y atractivos, como fundados  en las ciencias naturales, en las físico-químicas y aun en las matemáticas: se deben alternar los trabajos de gabinete con los de campo y con el de laboratorio; la observación ha de llevar buena parte  de nuestro tiempo, presentándonos maravilla tras maravilla. El ejercicio de la profesión obliga á resolver problemas que atraen y muchas veces son de fácil y lucida solución. Por ello, mientras á ciertos trabajos no se pueden dedicar más de seis horas diarias, el forestal puede emplear gratamente, y con fruto, el doble, sin que su salud se resienta, ya que el descanso consiste en la variedad de ocupación, y ocupación más grata y variada que la nuestra, no es fácil hallar.
Y trabajos  de más brillantes resultados tampoco, porque la obra del constructor, al cesar la acción de éste, no va más allá, pero la del forestal tiene por colaboradores los mismos árboles que planta, que siguen trabajando por su cuenta y dando sombra, y frescura,  y humedad, y frutos, lustros tras lustros, y, en ocasiones, siglos tras siglos..»

Ricardo Codorníu y Stárico
España Forestal - nº2
Junio 1915 

____________________________________________________________________________________________________________________